Ir al contenido principal

"El que espera, desespera"


"El que espera, desespera". Anónimo
Foto: El Colgado y Cinco de Copas, Tarot Rider Waite.



Quién no se vio alguna vez en esta situación: de golpe los planes se han detenido y quedamos en un momento que tenemos que replantearnos como seguir. Nos vemos forzados a hacer una pausa en el camino. 
¿Qué es lo que nos preocupa cuando estamos “colgados”? En una sociedad en la que nos enseñan que hay que ser productivos, exitosos y estar siempre en la “cresta de la ola” la inacción se vive como un sacrificio. No nos permitimos las pausas aún cuando las necesitamos. ¿Tememos perder espacios, oportunidades, afectos? Sentirnos imposibilitados para avanzar y que esto lo asociemos a la pérdida nos puede hundir en frustración y dolor, tal como lo refleja el Cinco de Copas. El asunto que conviene atender entonces no es el hecho de estar colgado/detenido - si bien es positivo entender qué nos mantiene en ese estado -, sino cómo vivimos esa circunstancia.

El Cinco de Copas es un arcano de cortes pero también nos da una esperanza: puede perderse algo pero no todo, dice. Analicemos entonces si lo que perdimos y tanto nos duele no había ya cumplido su ciclo en nuestra vida. Así, podemos entender el cinco de copas como un proceso de limpieza interior llevándose a cabo, que apunta precisamente a soltar lo que ya no es necesario en nuestro camino. Y si no detenemos la marcha para pensar sobre estas cosas, esa decisión no es posible. El estancamiento del Colgado es transitorio; sólo es peligroso cuando nos instalamos en la frustración sin ver más allá. 

Sin duda una mirada nueva es necesaria para tomar perspectiva de las cosas y poder seguir avanzando. Nuestro temperamento y nuestra voluntad son fundamentales para saber respetar los tiempos que nos impone el Colgado con el ánimo que acompañe ese proceso de la mejor forma posible. 

Entradas populares de este blog

Tirada simple con Tarot de Marsella y oráculo de cristales

Palabra es poder

“Callando es como se aprende a oír; oyendo es como se aprende a hablar; y luego, hablando se aprende a callar”. --Diógenes de Sìnope
Conocemos bien los refranes “Tenemos dos ojos y una boca para escuchar más y hablar menos”, “A buen entendedor pocas palabras bastan”, “Uno es dueño de sus silencios y esclavo de sus palabras”. Estas frases nos recuerdan el valor de la prudencia, de saber callar, empequeñeciendo de alguna manera el valor de la palabra. Pienso que es cuando se valora la palabra en toda su ley, cuando se aprecian mucho más los silencios.
La palabra tiene fuerza. Puede golpearse y herirse con ella, pero también traen sanación, como lo atestiguan los curadores “de palabra” que han existido siempre, o las sesiones de Registros Akáshicos, o una lectura de Tarot cuando es aplicada para esos fines. Éstos son espacios colmados de palabras. 
La palabra tiene fuerza espiritual, no llega sola jamás. Hay Espíritu en una palabra, aunque no todos puedan percibirlo, y cuando ese Espíri…

Participar o no de la vida, he ahí la cuestión

Ejercicio de tirada Cruz Simple con el mazo Rider Waite. La consultante quiere poner en marcha un proyecto participativo, y pregunta si es una buena idea hacerlo. Participar o no de la vida? he ahí la cuestión..
A favor: La Estrella En contra: Cuatro de Copas Consejo: Tres de Copas Camino a seguir: As de Copas Síntesis: El Carro
Se observan muchas ganas de llevar adelante este proyecto. Convendrá ver hasta dónde afectan las expectativas que la consultante se genera para ser constante.
La Estrella nos cuenta que es una idea que hace ilusión y genera entusiasmo. La consultante está en un momento creativo muy inspirado que sabe que le conviene aprovechar. Es algo que puede hacer muy bien, dado que el proyecto en sí requiere de mucha creatividad. Sin embargo, Cuatro de Copas indicaría a priori que su proyecto podría generarle poca empatía. Esto es importante, porque sus parámetros de exigencia para consigo misma pueden impedirle disfrutar de hacer algo que realmente le gusta y para lo qu…