Ir al contenido principal

Nueve de Espadas

Los punzantes pensamientos llegan cuando el agotamiento nos hace bajar la guardia. Ante las espadas estamos indefensos, igual que ante nuestros más profundos temores.

El Nueve de Espadas nos habla de desesperación y de angustia, de momentos en que las preocupaciones nos quitan el sueño, pero no nos dice si estas preocupaciones están totalmente fundadas o están magnificadas por una sensación de desamparo frente a lo que vemos como irremediable. Estamos en el terreno de la mente y allí todo es posible. Es necesario separar lo que es real de lo que no lo es, pues cuanto mayor es la confusión más difícil es avanzar hacia una salida.

Entradas populares de este blog

El sacrificio del Colgado

Ejercicio: tirada de dos cartas

La Rueda: regalo y desafío del 2017